-->

10 de noviembre de 2010, Teatro Caupolicán, Chile.
Por: Sergio Anónimo.

Lo presenciado el 10 de noviembre lejos fue uno de los momentos más brutales de mi puta existencia, catarsis quinceañera por todos lados, mosh asesinos desde las galerías, olor a axila con sangre, todo en un mismo concierto.

Desde Carcass el 2008 o Pantera el 97 y Manson el 96, que no presenciaba un show tan visceral.

De Dorso sólo pude presenciar un track, y sonaban mejor que la mitad de las bandas anglosajonas que he visto en vivo. Maldito taco de 6 de la tarde.

Sepultura es, a mi modesto juicio, la banda brutal con más onda sobre el escenario, no sé si será el ser de Brazil o el aura media futbolera que en general el metal genera, pero dentro del género del thrash, Groove o death core, son lejos la banda más adhoc a un estadio o arena que puedas imaginar y, por todos los infiernos, me volaron la cabeza, opacaron todo lo que he visto en este estilo anteriormente.

Olvídense de Cavalera por unos minutos y únanse al Groove de este “nuevo” Sepultura. No voy a militar en falsos fanatismos, conozco a Sepultura desde el 91, cuando sólo teniendo 10 años llegó a mis manos la revista argentina Metal haciendo un prometedor review del disco Arise, luego en 1994-1995 sonaba en todos lados Chaos AD, mas nunca me hice fan, hasta que en 1997 logré apreciar el disco Roots y ahí entendí el fenómeno Sepultura, lo de ellos no es un estilo, ni una pose, es una maldita puñalada en el hígado al mainstream, al pop, a todo lo que te da asco, lo funcional, la hipocresía, el catolicismo, en un formato de metal y también de radicalismo punk.

Todo ello sonaría muy pulento en ciertos círculos esnobistas literarios, pero al verlo en vivo, adquiere poder y cojones; desde la intro hasta Roots bloody Roots, pasando por Slave new world, Sepulnation, Troops of doom, Escape to the void, Arise (la apertura), Dead embryonic cells, Inner self, Spit, Attitude, la ultra sobrevalorada Territory, Refuse Resist, el pequeño homenaje a Black Sabbath al tocar la intro de Cornucopia del Vol.4, hasta Ratamahatta fueron pequeños puñetazos en el hocico a la manga de posers que aún no entienden esta música.

Bien por Sepultura, ganaron un fan.

Anthrax, me van a perdonar, pero parecían unas señoras a la hora del té, al lado de un equipo de cenobitas carnívoros. Sepultura y Dorso los empalaron, así de simple. Si bien el sonido de los neoyorkinos fue increíble, el fiato de banda espectacular y esa muralla de guitarras, como Phil Spector escuchando Venom, la siguen teniendo, ¿cuál es el problema? Que al lado de Sepultura se escuchan nostálgicos, ochenteros, muy tachueleros, la voz de Joey les quita potencia, los transforma en un Iron Maiden más perro, lo cual no es malo, pero en este contexto de brutalidad, fueron lo más suave del lote.

Sonaron Among the living, Caught in a mosh, Got the time, Madhouse, Be all end all (lejos la mejor del show), Antisocial, una bestial Indians (el mosh más carnicero jamás visto en el Caupolicán), Medusa, un track nuevo, una deslucida Only de la etapa Bush, AIR, Metal trashing mad, NFL, I am the law. Lo más increíble del show, fue la performance del monstruo de las 4 cuerdas, don Frank Bello, es la escena neoyorkina hecho humano, todo en un mismo combo hiperquinético. Que vuelva John Bush, sino, giren con Maiden, pero nunca con Sepultura, se genera un diferencial de potencia no menor.

Aún no me puedo sacar de la cabeza ESCAPE… TO THE VOID!!!

carlos 1 / December / 2010

Un comentario hasta el momento

  1. [...] de Maquinaria Festival. Sitio oficial de Machine Head. Review Heavy Shit del show de Sepultura con Anthrax (2010). PUBLICACIONES RELACIONADAS:Megadeth pondrá power a [...]

Deja un comentario


Antes de comentar, por favor considerar:

  • Estos comentarios son moderados
  • Los comentarios deben ser relevantes para el tópico de la publicación y contribuir a la discusión
  • Ataques personales y/o lenguaje con groserías no serán tolerados
  • Comentarios spam serán eliminados

Programación

Quizás también te interese...

Síguenos

  • Facebook

  • Twitter

  • Newsletter